Si estás iniciando tu etapa como contribuyente mexicano o aun siéndolo no entiendes cómo funciona el RFC para tributar correctamente, quédate, te enseñamos todo acerca del RFC como el principio clave para gestionar y mantener tus impuestos al día. 

¿Qué es el RFC? 

El RFC significa “Registro Federal del Contribuyente” y es una clave alfanumérica única y sirve para identificarte como contribuyente en el sistema fiscal. Sencillamente es el código donde se registran tus movimientos financieros como ingresos 

y egresos para que el ente gubernamental, pueda aplicar los impuestos correspondientes a tu perfil fiscal.

Si quisiéramos entender su importancia, podríamos compararlo con el CURP, que como sabes, es la clave única de registro que te distingue como residente mexicano, la diferencia está en que el CURP es asignado por el Registro Nacional de Población mientras que el RFC es asignado por el SAT; los dos son claves con las que te identificas ante el gobierno mexicano para obtener tanto derechos como deberes federales.

Por qué es necesario tener RFC 

Es importante contar con RFC para que puedas realizar de forma lícita, cualquier actividad económica, básicamente recibir pagos por tus servicios y/o productos o pagar a otros por lo que adquieres; estos movimientos financieros quedan grabados en tu RFC al inicio de cada operación y así el Sistema de Administración Tributaria (SAT) puede conocer la relación de esos movimientos para aplicar el Impuesto Sobre la Renta (ISR) o el Impuesto al Valor Agregado (IVA). 

Así es como residente mexicano, contribuyes al sostenimiento de la nación.

¿Cómo se compone un RFC? 

El RFC, se compone de 13 caracteres para personas físicas. (Personas que se identifican con su nombre personal)

Estructuradel RFC. Fuente: SAT


- X: Primera letra del apellido paterno.

- E: Primera vocal del apellido paterno. 

- X: Letra inicial del apellido materno

- T: Primera letra del nombre 

- 9 9: Dos últimos dígitos del año de nacimiento.

- 0 1: Dígitos del mes.

- 0 1: Dígitos del día.

- N I 4: Dígitos únicos asignados por el SAT, llamados “Homoclave”

¿Qué dice la ley con respecto al RFC?

El Código Fiscal de la Federación en su artículo 27 - B, para personas físicas, nos dice que se debe solicitar la inscripción al RFC, relacionar tu información de forma correcta y solicitar la e.firma.

Además, en su artículo 110, dice que se impondrá una sanción penitenciaria que va desde los 3 meses hasta los 3 años a quienes sean sorprendidos en alguna de estas situaciones:

  1. Omitir la solicitud de inscripción al RFC por más de 1 año a partir de la fecha en que debió realizarlo, ya sea para sí mismo o para un tercero.

  2. Relacione datos, registros o informes falsos.

  3. Obtenga de forma intensional, más de un RFC.

  4. Modifique, destruya o provoque la pérdida de la información que contenga el buzón tributario para beneficiarse así mismo o a otros.

  5. Quien haya modificado su lugar de residencia sin haberlo reportado.

  6. Quien haya modificado su lugar de residencia después de que el SAT haya enviado una notificación y antes de que la solicitud se haya resuelto.
     
  7. Quien haya modificado su lugar de residencia con más de un año de anterioridad sin haberlo reportado.

  8. Cuando el SAT haya comprobado el cambio de domicilio mediante sus propias investigaciones. 
  • El SAT entenderá que la persona a quien necesite enviar una comunicación ha desaparecido, cuando en un año ha visitado en 3 oportunidades el domicilio relacionado en el RFC, sin poder contactar al contribuyente.

  1. Quien suplante la identidad de cualquier otro contribuyente mediante cualquier herramienta tecnológica, física o digital.

  2. Quien delegue autoridad para que otra persona suplante su identidad fiscal.

  3. Quien incite a otras personas a crear un RFC para utilizar sus datos de forma indebida. 

¿Cómo tramitar el RFC? 

Debes realizar la inscripción en línea para eso, da clic en el botón “INICIAR” seguido, aparecerá un formulario llamado “Preinscripción para personas físicas” debes diligenciar todos los datos correspondientes, da clic en “Continuar” e imprime esta preinscripción con el número de folio que te asigna el sistema. Ahí mismo se habilita la apción para generar tu cita presencial en alguna de las oficinas del SAT.

El día de tu cita, presenta tu preinscripción y tu identificación fiscal que puede ser alguna de estas:

  • Credencial para votar.
  • Pasaporte.
  • Cédula profesional.
  • Licencia de conducir.
  • Credencial del Instituto Nacional de las Personas Adultas Mayores.
  • Documento migratorio, emitido por autoridad competente, prórroga o refrendo migratorio, en caso de extranjeros (original).

Una vez hayas entregado esta documentación recibirás el acuse de tu trámite. 

¿Cómo utilizar tu RFC para hacer una declaración automática?

Si te parecen complejos los procesos que debes realizar para relacionar una declaración ante el SAT, puedes automatizar este proceso sin necesidad de gastar tiempo y una gran cantidad de dinero, solo debes usar la plataforma de Heru, que calcula tus impuestos automáticamente, realiza tu declaración antes el SAT y te entrega el acuse al día de este trámite.

  1. Para hacerlo, solo debes descargar Heru en Play Store o App Store.
  2. Ingresa digitando tu RFC y contraseña.
  3. En el panel de preferencias elige la opción de declaración anual o mensual según sea tu necesidad.
  4. Se desplegarán los impuestos que se aplican a tu perfil tributario y una vez los hayas verificado, debes dar clic en la opción “DECLARAR”.
  5. La plataforma gestionará por ti la declaración con el SAT y de vuelta recibirás el acuse del trámite hecho como un documento descargable.

Y listo, ya estás al día sin estresarte por entender el orden de los procesos con el SAT, gastar más tiempo o dinero, Heru lo hace todo por ti en minutos.

No credit card required

Get Started.